Conéctese

La intervención del farmacéutico reduciría hasta en un 60% los ingresos hospitalarios por problemas relacionados con los medicamentos


La intervención del farmacéutico reduciría hasta en un 60% los ingresos hospitalarios por problemas relacionados con los medicamentos


NOTA DE PRENSA
25 de septiembre, Día Mundial del Farmacéutico



LA INTERVENCIÓN DEL FARMACÉUTICO REDUCIRÍA HASTA EN UN 60% LOS INGRESOS HOSPITALARIOS POR PROBLEMAS RELACIONADOS CON LOS MEDICAMENTOS




• Así lo pone de manifiesto el Estudio conSIGUE, que ha evaluado en más de 800 pacientes de toda España la utilidad del Seguimiento Farmacoterapéutico, un servicio profesional complementario a la dispensación que evalúa y monitoriza la farmacoterapia del paciente con el objetivo de mejorar o alcanzar resultados en su salud, y que ya se presta en farmacias de la provincia

• En la misma línea de mejorar la adherencia a los tratamientos y, en definitiva los resultados en salud, los farmacéuticos sevillanos ofrecen en sus farmacias otros servicios como el SPD (Servicio Personalizado de Dosificación de Medicamentos), MAPAfarma (para el control ambulatorio de la hipertensión arterial) o ANM (Asistencia para mejorar la Adherencia en Nuevos Medicamentos)

• Los farmacéuticos sevillanos reivindican en este día el valor del servicio sanitario que prestan las cerca de 900 farmacias de la provincia

• Reivindican asimismo que se realice un ‘uso racional del farmacéutico’, integrándolo en los planes de salud junto al resto de profesionales sanitarios, lo que contribuiría en mayor medida a la sostenibilidad del sistema que las políticas sobre el medicamento –subastas, en el caso de Andalucía– que castigan al sector, y a los pacientes, desde hace años


Sevilla, 21 de septiembre de 2017.-
La intervención del profesional farmacéutico en relación al correcto seguimiento que deben hacer los pacientes de sus tratamientos farmacológicos puede ayudar a reducir en casi un 60% las hospitalizaciones derivadas de un uso incorrecto de la medicación, así como ayudar a disminuir en un 55% los problemas de salud no controlados y generados por este mismo hecho, según se desprende de un estudio llevado a cabo por el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos entre más de 800 pacientes, en relación a la prestación del servicio de seguimiento farmacoterapéutico (conocido por sus siglas SFT) en la red de oficinas de farmacia españolas.

Con motivo del Día Mundial del Farmacéutico, que se celebra el lunes 25 de septiembre, desde el Colegio de Farmacéuticos de Sevilla se han destacado estos datos, que ponen de manifiesto “el enorme potencial que tiene el farmacéutico comunitario como profesional sanitario más accesible y cercano para los pacientes, que puede desempeñar importantes tareas en el ámbito de la promoción y, en especial, la prevención de la salud, sobre todo en colectivos como los de pacientes crónicos y polimedicados, ayudándoles a ellos a mejorar su calidad de vida, así como al Sistema Público de Salud a reducir costes evitables”, ha detallado Manuel Pérez, presidente de la corporación.

El SFT es la práctica profesional que tiene como objetivo la optimización de los resultados farmacoterapéuticos de los tratamientos de los pacientes para así obtener una mejora en la calidad de vida de éstos. Es decir, el farmacéutico se responsabiliza de las necesidades del paciente relacionadas con los medicamentos mediante la detección, prevención y resolución de problemas relacionados con la medicación, de forma continuada, sistematizada y documentada, en colaboración con el propio paciente y con los demás profesionales del sistema de salud, con el fin de alcanzar resultados concretos que mejoren la calidad de vida del paciente.

La apuesta por esta serie de servicios asistenciales que vienen a ampliar el potencial sanitario de la farmacia, constituye en la actualidad uno de los ámbitos en los que sobresale la farmacia sevillana a nivel nacional, ya que promueve de forma propia ocho servicios profesionales sanitarios que se pueden encontrar en muchas de las farmacias de la provincia. Esta cartera de servicios –algunos de los cuales están ya implantados en más del 50% de boticas– vive en continua expansión con el fin de promover no sólo hábitos de prevención, sino también de mejorar de la adherencia a los tratamientos y, en definitiva, de los resultados en salud.

“Los pacientes son nuestra razón de ser, a ellos nos debemos. Su confianza en nosotros es el motor de nuestra actividad, el mejor estímulo para actualizar nuestras destrezas profesionales y ofrecerles la mejor asistencia posible. Por ello, consideramos que la mejor respuesta a ese compromiso es mejorar continuamente los servicios profesionales sanitarios que prestamos”, explica Manuel Pérez.

Esa apuesta de futuro es ya toda una realidad en la farmacia sevillana. Y es que en muchas de las boticas de la provincia se encuentran ya implantados servicios pioneros en la farmacia española, tales como el Sistema Personalizado de Dosificación de Medicamentos (SPD), el consejo integral en Dermofarmacia (atopía, queratosis actínica), el de nutrición (peso y salud en los niños), el de autocuidado para pacientes diabéticos, el de deshabituación tabáquica, el de monitorización ambulatoria de la presión arterial (MAPAfarma®) o, próximamente, el de acompañamiento al paciente tras la prescripción de un nuevo medicamento para uso crónico (denominado ANM, Asistencia en Nuevos Medicamentos).

Con motivo de este Día Mundial, el presidente de los farmacéuticos sevillanos ha reivindicado asimismo a las administraciones sanitarias que se realice “un uso racional del farmacéutico”, integrándolo en los planes de salud junto al resto de profesionales sanitarios, “ya que contribuiría más a la sostenibilidad del sistema que las políticas sobre el medicamento –subastas, en el caso de Andalucía– que castigan al sector, y a los pacientes, desde hace años”.

Pérez ha expresado igualmente que desde la profesión farmacéutica sevillana y andaluza “se echa de menos una apuesta más decidida por integrar sin reservas a la farmacia en los grandes objetivos del sistema sanitario”, lo que a su juicio supone “desaprovechar nuestra especialización, experiencia y capacitación profesional, así como la capilaridad de nuestra red de farmacias, que sólo en nuestra provincia está compuesta por casi 900 oficinas, y la vocación de servicio público de las mismas”.

La farmacia sevillana, en datos
El Colegio de Farmacéuticos de Sevilla contaba, a 31 de diciembre de 2016, con 3.202 farmacéuticos colegiados. Este dato se extrae de las Estadísticas de Colegiados Farmacéuticos y Oficinas de Farmacia que elabora anualmente el Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos (CGCOF) y que también recogen que Sevilla contaba a final del pasado año con un total de 872 oficinas de farmacia, 407 localizadas en la capital y 465 en la provincia, de modo que cada botica atendía a una media de 2.225 habitantes.

El estudio desarrollado por el CGCOF establece asimismo que por tramo de edades, el que representa mayor proporción de colegiados en Sevilla es el de 35-44 años (31,2%), seguido del tramo de menores de 35 años (25,2%), lo que determina que la media de edad de los colegiados sevillanos es de las más bajas del país. Por su parte, la cuota de representación femenina representa el 67,4% del total de farmacéuticos de la provincia.

Por modalidades de ejercicio profesional, el 71,4% de los farmacéuticos sevillanos colegiados (2.285) desempeñan su labor en la farmacia comunitaria. De lejos le siguen el campo de los análisis clínicos y la administración pública, que emplean al 1,3% (42) y el 1,2% (37) de los colegiados, respectivamente, mientras que en distribución (siguiendo grupo por orden de importancia) lo hace un 0,9% (29 colegiados).



Para más información:


Gabinete de comunicación del Colegio de Farmacéuticos de Sevilla: Manuela Hernández / Tomás Muriel (95 462 27 27 / 605 603 382)

Descarga de nota de prensa adjunta:
ndp_dmf2017_ricofse.pdf NdP_DMF2017_RICOFSE.pdf  (360.25 Kb)